Archivo mensual: febrero 2012

Dis(capacitada)

Reconozco que la palabra discapacitada no me agrada demasiado, por mucho que refleje una condición humana. Al igual que reconozco que el significado de este término sólo me empezó a preocupar hace pocos años cuando nació mi hija con síndrome de Down.

Desde entonces me he preguntado más de una vez por la asombrosa habilidad que tiene el ser humano para etiquetar al prójimo, para establecer clasificaciones en las que con una parte define un todo. Sigue leyendo

Tiene futuro (tenemos futuro)

Hace siete años el mundo de la discapacidad entró en mi casa para quedarse de por vida. Lo hizo casi sin querer, como ese amigo al que tu corazón de buen samaritano le abre las puertas del hogar por un sólo día y que, sin embargo, acaba plantando todas sus maletas en el cuarto de invitados convirtiéndolo en la república independiente de su casa. Sigue leyendo